Inaugurada exposición “El Ávila, Espejo de Caracas” en Artesanalia y Hotel Renaissance

Una muestra que hace espejo en dos espacios para la recreación y la contemplación artística, que va del hiperrealismo al paisajismo, pasando por el abstraccionismo y el pop geométrico, nos invita a mirar a través de las emociones de 9 artistas plásticos venezolanos, su propia interpretación del Cerro El Ávila.

Hasta el 10 de abril de este año, estará disponible en los espacios del lobby del Hotel Renaissanse en Caracas y en la galería Artesanalia2, la exposición “El Ávila, espejo de Caracas” que exhibe cuadros de artistas plásticos de trayectoria, como Arnaldo González, Alejandro Brito y Alexander Salazar, así como artistas plásticos emergentes como Sandra Das Merces, Leonel González, Tatiana Mantilla, Francisco Corso, Carlos Barreto y Carola Villegas.

En el hotel Renaissance, se puede contemplar la obra de Carola Villegas, un tributo pop geométrico, que rescata la esencia de la cultura urbana venezolana más contemporánea, en expresiones coloridas, impactantes y audaces. Como su autora lo indica, “un estilo particular, denominado pop geometría óptica, muy evocativo y provocador”.

También encontramos el arte geométrico de Carlos Barreto.“Todos los caraqueños tenemos amor por nuestro cerro, y a través del arte queremos invitar a la defensa y preservación del medio ambiente, de nuestro pulmón. En esta ocasión quise hacer un Ávila de forma geométrica”.

Leonel González, artista autodidacta, apasionado del hipismo y la naturaleza, trabaja la pintura acrílica sobre lienzo con creaciones hiperrealistas. “El Ávila es un tema difícil. Son muchos pasos para que quede realmente un trabajo óptimo. Cuando hago los trabajos, los hago pensando que son para Dios”. La inspiración para crear su propio Ávila, la consiguió luego de una excursión al pico Naiguatá, uno de los trayectos más compromentidos del Cerro El Ávila.

Para Sandra Das Merces, arquitecta, ahora desarrollando una carrera como escultora, autora de los Ávila en relieve y 3D, llegar al arte fue circunstancial pero se convirtió en una pasión. “Trabajo con lámina metálica cortada y pintura automotriz. Todo el proceso es muy artesanal”.

Sobre el tema particular de la exposición, la artista comenta “la crisis ha hecho que amemos mucho más a nuestro país. Todo el mundo se ha planteado la necesidad de irse, pero cuando tomas la decisión de quedarte, es porque lo amas demasiado. Y para quienes se van, es inevitable que pensemos en Caracas, en el Ávila, en las Guacamayas, en el Salto Ángel…Son cosas hermosas que tienen una carga simbólica muy fuerte. Para un caraqueño una Guacamaya no es un pájaro, es una guaca”. Precisamente, Guacas y Ávilas en láminas de metal al relieve y en tres dimensiones, se pueden apreciar en esta exposición, un trabajo que no ha pasado desapercibido y que por el contrario, ha contado con una gran receptividad y aprecio del público.

Un mismo Ávila, diferentes técnicas y expresiones

En la Galería Artesanalia 2, podemos apreciar los trabajos de Tatiana Mantilla, exponente del abstraccionismo, inucursionando en esta oportunidad con su propia versión de El Ávila, sin renunciar a su estilo y sello propio.

Cuadros de Alexander Salazar, quien ha desarrollado una carrera en el mundo del arte, sobre todo impulsado por el paisajismo y realismo, pinta el cerro El Ávila desde hace 20 años, como un homenaje al maestro Manuel Cabré, labrando su propio camino y logrando un estilo bien definido, que también goza del aprecio público.

También encontramos trabajos de Francisco Corso, artista emergente que apuesta por la naturaleza y el paisaje, y desde su arte busca motivar a la preservación y defensa de estos espacios.

Para Amanda Márquez, organizadora de la exposición tanto en el Hotel Renaissance como en su Galería Artesanalia2, es muy importante reunir tanto a nuevos artistas como a artistas ya consagrados en una muestra tributo al emblemático cerro caraqueño, en ocasión de celebrar los elementos que forman parte del imaginario nacional, que generan sentido de pertenencia y evocan recuerdos y emociones en los expectadores.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario